¿Te gustaría crear un anticelulítico eficaz con tu propia marca?

Consigue el resultado que deseas gracias al asesoramiento personalizado de nuestros técnicos. Si estás pensando en desarrollar tu propia crema anticelulítica o entender cuales son los mejores ingredientes que deberían de llevar los anticelulíticos, este post va dirigido a ti.

Eliminar la celulitis a través de productos cosméticos puede parecer difícil, pero lo cierto es que se pueden disminuir los síntomas y camuflarlos.

Presumir de un cuerpo tonificado va a conllevar hacer ejercicio, alimentación adecuada y hábitos saludables como no fumar, no tomar alcohol, etc. Pero no solo esto evita y/o disminuye los efectos de la celulitis, también es debido a las situaciones como llevar ropa apretada durante mucho tiempo, pero sobre todo, por la genética. Por eso deberemos de reforzar con una crema anticelulitis efectiva nuestro estilo de vida activo para disminuir todos los efectos adversos de la celulitis.

La piel afectada tiene un aspecto inflamado, con hoyuelos alrededor y muy molesto para la persona que la padece.

Por estos motivos los productos anticeluliticos deben de estar compuestos por ingredientes de alta calidad, adecuados para cada piel y con activos que se adapten a las diferentes situaciones.

En esta lista, elaborada por nuestro departamento técnico de I+D, encontraremos los ingredientes necesarios para crear una crema anticelulítica.

  • Centella asiática: facilita la eliminación de las grasas acumuladas al activar la circulación sanguínea de la piel. De esta manera, la piel se oxigena, las
  •  toxinas se eliminan con más facilidad y la celulitis
  • mejora. Además, promueve la regeneración de los tejidos y estimulan la activación de los fibroblastos, responsables de la producción del colágeno, mejorando así la elasticidad de la piel.
  • Fucus vesiculus: Alga marina muy rica en yodo orgánico y oligoelementos. Posee acción descongestiva y anti edema: estimula la circulación, moviliza y drena el líquido retenido en el tejido conjuntivo y elimina las toxinas, mejorando así la celulitis. Además, desencadena la lipolisis en los adipocitos, facilitando la difusión de grasas.
  • Cafeína: La cafeína activa la lipolisis y regula el almacenamiento de grasa en los adipocitos, ayuda a drenar la retención de líquidos e impide que se formen más lípidos en los tejidos adiposos.
  • Cola de Caballo: Es rica en silicio que regula la proliferación de fibroblastos, estimula la síntesis de colágeno y elastina, y facilita la interacción de estas fibras con los glucosaminoglicanos. De esta manera, se restructura la matriz extracelular, se mejora la flacidez y se reafirma la superficie cutánea.
  • Guaraná: Ejerce un efecto lipolítico en las capas más profundas de la piel regulando la acumulación de grasa. Por otro lado, activa la circulación gracias a los flavonoides que contiene que disminuyen la permeabilidad de las venas y aumentan su resistencia. Además, las semillas son ricas en cafeína que penetra en la piel mejorando el transporte de depósitos de grasa, reduciendo así la formación de celulitis.
  • Ginkgo Biloba: posee propiedades anticelulíticas ya que promueve la microcirculación de la piel y estimula lipolisis en el tejido adiposo, a la vez que estimula la regeneración de la piel ya que estimula la proliferación de los fibroblastos.
  • Aceite Esencial de Geranio: Empleado por su acción purificante, refrescante y astringente. Además, regula los niveles de grasa subcutánea.
  • Carnitina: Es un factor esencial en el metabolismo de las grasas: mejora el transporte de las cadenas grasas procedentes de los triglicéridos para facilitar su degradación.
  • Hiedra: Es rico en Saponinas que ayudan a evitar una insuficiencia venosa, lo que favorece la irrigación y el drenaje vascular y linfático.
  • Castaño de Indias: Las semillas de castaño de Indias tienen propiedades antiinflamatorias y venotónicas que hacen disminuir la permeabilidad de los vasos y ejercen una importante acción antiedematosa, eliminando la retención de líquidos y activando la circulación sanguínea.
  • Rusco: en su raíz se concentra un principio activo, la ruscogenina, que posee acción venotónica, activa la microcirculación y facilita el drenaje linfático y circulatorio.